Construcción: Carlos Arniches Moltó, Martín Domínguez Esteban y Eduardo Torroja Miret
Restauración: Jerónimo Junquera García del Diestro y Liliana Claudia Obal Díaz.

Las tribunas del Hipódromo de La Zarzuela, declaradas Bien de Interés Cultural (BIC) con categoría de monumento en octubre de 2009, se empezaron a construir en 1935, aunque no se inauguraron hasta mayo de 1941, debido a la Guerra Civil -la obra ya estaba prácticamente terminada al inicio de la misma.
El Hipódromo, adscrito a Patrimonio Nacional y diseñado por los arquitectos Carlos Arniches, Martín Domínguez y por el ingeniero Eduardo Torroja, está considerado como una de las obras maestras de la arquitectura madrileña del siglo XX, ya que significó un avance importante desde el punto de vista estructuras, así como por el tipo de materiales empleados en su construcción. Se incluye dentro de la corriente arquitectónica denominada “orgánica”. La ingeniería constituye parte fundamental del proyecto y destaca del conjunto la cubierta de las tribunas con sus amplios voladizos.
Esta obra, que entonces supuso una auténtica innovación en los sistemas de construcción, conserva actualmente su estructura tal y como se proyectó, después de ser reparada de los impactos que sufrió durante la guerra civil española. Todavía hoy sigue siendo visitada por especialistas nacionales y extranjeros para estudiar su solución estructural. Para permitir el acceso al recinto será necesario facilitar a la organización la matrícula del vehículo. En la página web del Hipódromo se puede consultar el acceso en transporte público desde el Intercambiador de Moncloa.

S29 10:00, 11:00, 12:00, 13:00h

Avenida Padre Huidrobo s/n A-6,Kilómetro 8,

CULTURAL

AGOTADO (Necesario DNI de cada asistente)

Edificio accesible